En edades infantiles los golpes o accidentes dentales son muy frecuentes, ya que es el momento en el que los niños aprenden a andar, juegan en el colegio con otros niños o practican gran variedad de deportes.

La urgencia más común en odontopediatría está relacionada con las fracturas dentales, hay que darle prioridad y actuar con rapidez.

Las piezas dentales más afectadas son los incisivos centrales (comúnmente llamados paletas) sobretodo en casos de clase II, en los que el maxilar o los dientes superiores están más adelantados que los dientes inferiores o mandíbula, y en aquellos casos en los que los labios no tienen un sellado completo y dejan expuestos los dientes del sector anterior.

Cuando un niño sufre un accidente o recibe un golpe en la boca es muy importante actuar con rapidez y acudir a su dentista. Hay distintas situaciones que se pueden dar tras sufrir el impacto:

  • El diente sale del alveolo por completo: en este caso hay que buscar el diente avulsionado, se deberá coger por la corona nunca por la raíz del diente, introducirlo en leche, suero fisiológico o guardarlo dentro de la boca (con cuidado de no tragarlo). No hay que lavarlo con jabón, ni con cualquier otra sustancia, ni tampoco manosearlo. Es muy importante acudir al dentista en menos de una hora del accidente.
  • El diente sufre una fractura: en estos casos si es posible se debe coger el fragmento y seguir los mismos consejos que en el caso anterior, (introducirlo en leche, no manosear y acudir con urgencia a la clínica dental).
  • En el resto de casos, ante cualquier golpe fuerte se debe acudir al dentista para que éste realice pruebas y radiografías para comprobar que no existen fracturas radiculares internas o lesiones que no se puedan apreciar a simple vista.

Fractura Dental

Comments are closed.